top of page
  • Pablo Estrada

CONSTRUYE TU PATRIMONIO DESDE JOVEN

La juventud es una de las mejores etapas de la vida, de lo que más disponen los jóvenes es de salud y tiempo. Sin embargo, de lo que padecen es falta de paciencia, quieren todo rápido, no les gusta esperar y quieren ver los resultados ayer.


La realidad es que las cosas grandes no se construyen de la noche a la mañana, todo gran proyecto requiere de tiempo y dedicación. Es por esta razón que a los jóvenes hoy en día se les dificulta lograr grandes cosas porque cuando no ven resultados pronto, se rinden, tiran la toalla y desisten.


El principal problema y raíz de esto, es que carecen de visión, porque sin visión no pueden trazar la ruta que los llevará a cumplir su meta y no saben los retos que pueden venir en el camino ni los esfuerzos que van a necesitar y mucho menos el tiempo que les va a tomar alcanzar esa meta. Por lo tanto, al no tener una visión clara y un plan detallado, se rinden demasiado fácil.


Uno de los principales objetivos que una persona joven debería proponerse es la de construir su patrimonio. Sin embargo, la excusa más común que ponen los jóvenes es que carecen de dinero y de recursos, lo cual también es cierto.


Entonces, ¿Cómo construir mi patrimonio si carezco de dinero y recursos?

Aquí es donde queremos ayudarte hoy, pero empecemos por lo esencial, y es que tenemos que definir qué es un patrimonio.

En términos sencillos, tu patrimonio es el conjunto de bienes que posees y que tienen un valor económico.


Para ser exactos, queremos compartirte las claves para que puedas crear tu patrimonio de bienes inmuebles desde tu juventud.

En nuestro último artículo que puedes ver en este link vas a encontrar la respuesta de por qué los bienes raíces son la mejor opción para construir tu patrimonio.


La idea de construir tu patrimonio es que en el futuro tendrás en tu posesión bienes que tendrán un valor económico que gradualmente aumenta con el tiempo y de los cuales puedes vivir, ya que independientemente del uso que les des, puedes recibir rentas mensuales de tus propiedades, o puedes venderlas y reinvertir en otros bienes inmuebles.


Lo primero que tienes que tener en mente en la visión de hacia dónde quieres llegar, sin visión no puedes moverte, por acá empieza todo. Sueñas con tener un edificio de apartamentos o quizá unas cuantas casas, esto ya dependerá de ti.


En segundo lugar, tienes que trazar un plan, si vas a comprar las propiedades para rentarlas o venderlas, o si prefieres construirlas.


Como tercer punto, ahorrar, aprender mucho del tema y aprender a apalancarte de otras personas, es decir, crear relaciones con personas que puedan ayudarte.


La forma de conseguir dinero y recursos no es nada fácil, pero tampoco tan difícil como se imagina. Pero, para hacerlo realidad, tienes que tener tu visión clara y comprometerte realmente como habíamos mencionado anteriormente, teniendo claro que los resultados no los vas a conseguir de un momento a otro, todo requiere tiempo.


Hablando de dinero, puedes conseguirlo a través de diversos medios, ya sea por tus propios ahorros, préstamo de alguna entidad financiera, como un banco, de algún familiar o a través de un inversionista.


En cuanto a los recursos, vienen en segundo lugar, cuando cuentas con el capital para iniciar, lo que sigue es aprender a mover las piezas, crear relaciones y contactos que te ayuden a hacer realidad tu plan, poco a poco irás llegando a las personas correctas que te ayudarán a materializar tu patrimonio.





Pero la duda que te viene ahora a la cabeza es: ¿Cómo empiezo a construir mi patrimonio? ¿Cuál es ese primer paso?


Bien, empezar es lo más difícil. Lo primero que tienes que hacer es adquirir una propiedad, puede ser un terreno sin ningún tipo de construcción sobre él, puedes adquirir una casa o un apartamento. Lo importante es hacerte de una propiedad, por ahí se empieza.


La pregunta ahora es: ¿Cómo hago eso?


Para llegar a dar ese primer paso, tienes que tener tu visión ya clara, ahora viene la parte de conseguir el capital par hacerlo realidad.


Existe una alternativa que es muy recomendada por expertos en el tema y con la cual muchos de ellos empezaron.


La estrategia consiste en comprar una propiedad a través de una entidad financiera que te brinde un préstamo, como lo puede ser un banco o un inversionista y luego te quedas pagando cuotas mensuales. Pero, presta atención a lo siguiente.


Si vas a usar esta estrategia, lo recomendable es comprar una propiedad como una casa o apartamento, porque de esta manera, tienes la opción de rentarla y la cuota que pagas mensualmente prácticamente se paga sola con la renta de tu inquilino.


En resumen, un patrimonio no se construye en el corto plazo, es algo que se va construyendo con el paso del tiempo y con mucha dedicación. Generalmente empezar es lo más difícil, muy probablemente no con tus propios medios, pero a medida que avanzas en el camino, tienes que aprender a reinvertir tus utilidades, ya que estas te permitirán seguir creciendo tu patrimonio.


El mejor momento para empezar es ahora, empieza a visualizar lo que quieres, desarrolla un plan y empieza a moverte.


Gracias por llegar hasta aquí, si tienes más dudas no te olvides de ponerte en contacto con nosotros, estamos para servirte.

24 visualizaciones0 comentarios

Entradas Recientes

Ver todo

Comments


bottom of page